• PPD México

​​Creciendo Raíces de las Mujeres Mayas

por Hannia Ayerim Tec Tuyub


“La selva puede ser sustentable sólo si las mujeres son incluídas en la cadena de valor forestal, dándoles espacio a su empoderamiento sororo y empresarial. La selva es nuestra compañera y no la dejaremos morir”

-Juana Sánchez-


Las mujeres rurales se han visto obstaculizadas en el ámbito forestal debido a que normalmente es una área trabajada por hombres. Sin embargo, hoy en día, existen empresas y organizaciones que impulsan su empoderamiento. Un claro ejemplo se ubica en el ejido Caobas en Quintana Roo, que ha respaldado la carpintería Creciendo Raíces con el proyecto “Creciendo raíces, impulsando mujeres ebanistas del Ejido Caobas” que ha logrado obtener diferentes financiamientos de organizaciones como el Programa de Pequeñas Donaciones del FMAM en México, Fondo Mexicano para la Conservación de la Naturaleza (FMCN), The Nature Conservancy (TNC), Comisión Nacional Forestal (CONAFOR), entre otras.


Mujeres ebanistas del ejido Caobas, Quintana Roo.


El ejido Caobas además de impulsar el empoderamiento de las mujeres, realiza un buen aprovechamiento de maderas tropicales y actualmente, cuenta con un aserradero y la certificación de buen manejo FSC. ¿Cómo inicia Creciendo raíces? En entrevista a Juana Sánchez, coordinadora del proyecto, comparte que surge de la incógnita ¿Qué hacer con el desperdicio de las maderas?. Así nace la idea de establecer una carpintería enfocada a la producción de equipo apícola con madera tropical legal de desperdicio, conocidas como puntas y ramas, las cuales no eran aprovechadas en el manejo que realiza el ejido.


Descarga el catálogo de productos


Posteriormente, se realiza el nombramiento de una gerenta ejidataria, de ahí parte la iniciativa de involucrar a más mujeres en el proceso de la cadena forestal. Una vez abierta la convocatoria de trabajo se tuvo una buena participación y surgieron diferentes retos como; organizar mejor los horarios para continuar con las actividades de madres de familia y actividades domésticas, teniendo en cuenta la cultura y al mismo tiempo cumplir con la jornada laboral en la carpintería.


Se ha generado una línea de trabajo en donde el grupo se ha especializado en cada eslabón de la cadena de producción. Desde la que cepilla, hasta la que ensambla y detalla. Cada una conoce el valor de trabajar en equipo y de la importancia de su labor en la exactitud de las piezas que fabrica. Este fue un caso de éxito en donde 30 mujeres han participado en el desarrollo del proyecto cofinanciado por el PPD. Actualmente la cooperativa comercializa maderas para pisos, muebles, cajas apícolas, entre otros productos.


¿Cuáles son las ventajas de incluir a mujeres en la cadena de valor forestal? Juana Sánchez explica que los beneficios económicos son equitativos y al mismo tiempo, se permite que las mujeres se empoderen y vean que su papel es igual de importante como el de los hombres:


“La madera no solo la usan en su vida cotidiana para cocinar sino para generar una economía más visible. Participar implica ser parte activa de la vida pública de las comunidades, además de ser vigilantes del buen aprovechamiento de la madera, los desperdicios los convertimos en productos con valor agregado”.


Jaime González Tolentino, promotor de la apicultura agroecológica con más de 15 años de experiencia en la Península de Yucatán, comparte que después de un año de uso de las cajas la calidad se ha mantenido: “Al ser una madera seca no sufrió deformaciones. Facilitó el control del pequeño escarabajo de la colmena (PEC) por no tener amplias separaciones. Soportan muy bien las condiciones climáticas como la lluvia y el sol; por su tipo de madera se aligera el peso del alza, lo que ayuda al apicultor en su trabajo en general”.


Las cajas para apicultura son de alta calidad porque se cuidan todos los detalles. Cada compañera sabe que la madera tiene sus defectos, así que ellas detallan cada línea de la beta de las maderas duras hasta convertirlas en verdaderas obras de arte.


Este tipo de proyectos contribuye a la conservación de la biodiversidad donde actualmente se tienen más de mil hectáreas bajo manejo forestal sostenible y se espera seguir generando empleos en la comunidad, además de comercializar internacionalmente sus productos manteniendo un precio competitivo.


Al comprar en la carpintería Creciendo raíces apoyas a contribuir a la conservación de la biodiversidad.

¿Te gustaría conocer más acerca de este proyecto y sus productos? ¡Contáctalas!


Descarga el catálogo de productos

Descargar en pdf

Leer en issuu


CONTACTO


Juana Sánchez

Creciendo raíces

carpinteriacreciendoraices@gmail.com

Teléfonos: 9838366024 y 9992397267

125 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo

Boletín #7